no son tuyos

Esta semana entraron al colegio mis hijos y esa ha sido toda una conversación en mi mente. Se mezclan tantas emociones que me doy cuenta que las emociones no se fijan sino que bailan entre sí. Por un lado la alegría de volver a una rutina y tener “tiempo para mí”, más la nostalgia de verlos crecer y que dejen de ser niños, sumado a la tristeza que ya no me necesiten por igual, y la confianza que los he enseñado bien, y el asombro a todo lo nuevo que viene.

Por eso este poema de Khalil Gibran me reconforta mucho, me lleva a soltar y disfrutarlos.

 

Post AEE hijos

Y me aplica para tantas cosas, no solo los hijos, sino esos proyectos y sueños que van creciendo, cambiando, tomando forma y de la misma manera les puedo dar todo, pero no son míos.

Y tú, ¿qué hijos/proyectos/sueños deseas soltar y disfrutar más?

intentar, fallar y aprender

Esto claramente tiene que ver conmigo, bueno todo lo que escribo tiene que ver.

 

Está en intentar, comenzar a hacer algo que nos proponemos, no quedarnos congelados en el miedo del fracasó, sino de arrancar, de comenzar, de dar el primer paso, de entrar en movimiento.

 

Luego fallar, es decir en el hacer, no hacerlo perfecto, encontrar que puede ser mejor, que funcionó, que repetiré, que cambiaré y que eliminaré.

Y fallar no significa fracasar (si lo abandonas si es fracaso) pero si lo tomas como parte de tu práctica, de mejorar y de aprender, no es fracaso es avance. (puedes darle una mirada al post de fracasé vs. fracaso)

 

Hoy la reflexión es:

¿Qué no estoy tratando o no he comenzado aún, por miedo a fracasar?

¿En que he fallado y puedo mejorar, cambiar o eliminar?

¿Qué he soltado y he dejado de intentar?

¿Hoy, a diferencia de ayer, en que soy mejor gracias a tratar, fallar y aprender?

 

failure try

Tu intentas, tu fallas. Tu intentas, tu fallas. El verdadero fracaso es cuando dejas de intentar.

soy suficiente

Tantas veces he vivido desde la escasez.

 

No tengo tiempo.

Me falta mucho por aprender.

No sé cómo.

A nadie le interesa.

Lo que hago no será suficiente.

Otros saben más y mejor que yo.

Mi cuerpo no es como antes.

No soy lo suficiente atractiva, inteligente, capaz, energética, atlética, divertida, luchadora, amorosa… Y tanto más!

 

Tanta escasez no me deja ver,

me ciega de la realidad, porque solo veo lo que falta y no lo que es posible,

me priva de las caricias, la ternura y el arrunche con los que quiero,

me conecta con la frustración de todo lo que no está, dejando de disfrutar lo que sí está,

me limita del juego, la diversión y la niñez, solo para ser adulta,

tanta escasez me desconecta de quién en realidad soy, esa niña que nació perfecta y suficiente.

 

Cuando soy suficiente,

veo la abundancia y lo que es posible,

siento todo el amor que me rodea,

disfruto de cada cosa que hago sea grande o pequeña,

me conecto con mi niña y fluyo con la vida.

 

Hoy SOY SUFICIENTE.

Suficiente mujer, mamá, esposa, compañera, amante, niña, amiga, diosa, cómplice, conspiradora, empresaria, soñadora, guerrera.

Hoy soy suficiente con lo que tengo y lo que no.

Hoy soy suficiente para mí, no para agradar, convencer, conquistar, enamorar.

 

Y tú eres suficiente para ti?

enough

“Déjate ver. Ama con todo tu corazón. Practica la gratitud. Inclínate hacia la alegría. Cree que eres suficiente.” Brene Brown